3 consejos esenciales para visitar Jerusalén

muro-de-las-lamentaciones

Jerusalén -Ciudad Santa para cristianos, judíos y musulmanes- es un laberinto de maravillas que al menos necesita tres días enteros para poder hacernos una idea de los lugares más importantes de la ciudad. Si quieres conocerla más a fondo necesitarás al menos una semana e, incluso así, no te la acabarás ni por asomo.

La primera pregunta que os vendrá a la mente cuando pongáis vuestros pies en Jerusalén será: “¡Madre mía! ¿por donde empiezo?”. La impresión de caos y la información masiva sobre historia, arte y cultura que almacenan las guías apabulla a cualquiera.

Después de una semanita dando vueltas por la ciudad, aprendí de mis errores y de mis aciertos. A continuación os muestro algunos consejos y pautas para visitar los lugares Jerusalén con poco tiempo pero sin perdernos lo más importante:

Apréndete el mapa de la Ciudad Santa

Primero de todo, antes de salir a la calle, coge el mapa de Jerusalén y apréndete el nombre de cada puerta y su ubicación. La ciudad vieja tiene forma de una gran pelota tirando a cuadrilátero. Las calles, aunque no lo parezcan, en muchos casos atraviesan de lado a lado conectando entre sus puertas. Si vas perdido, sabiendo donde se ubica cada una de sus puertas no sentirás tanto descontrol.

Empieza por la torre de David

Entra en la torre de David y visita el santo lugar. En su interior proyectan un vídeo muy interesante sobre la historia de la ciudad. Es fundamental en un lugar como Jerusalén ir un poco preparados a nivel cultural. Es algo básico y si no te gusta o te da palo la cultura, en mi opinión se trata de un pequeño esfuerzo a una ciudad milenaria que merece su respeto. El vídeo te ayudará después a descifrar múltiples edificios y singulares historias que se esconden entre los muros de esta santa ciudad.

Lee también:  Presupuesto para viajar a Jerusalén

Santo Sepulcro

Camina por las murallas de la ciudad

Realiza el Rampart’s walk. Se trata de una de las únicas visitas de pago en la ciudad pero realmente merece la pena. Se trata de un recorrido a través de los muros de la ciudad vieja. Las murallas cubren Jerusalén en más de 180 grados y desde las alturas podréis haceros una idea de lo grande que es, podréis ver los lugares adyacentes y se perfilarán ante vosotros las figuras de los lugares más venerados: el Santo Sepulcro, el Muro de las lamentaciones y la Cúpula de la Roca.

Estos tres consejos te ocupan toda una mañana. Cuando termine ya tendrás tu diploma turístico y se te habrá quitado la cara de susto al llegar a esta caótica ciudad que esconde tantos tesoros. A partir de aquí la ciudad es tuya. Lo único que tienes que hacer es bajar las escaleras de la muralla y dejarte llevar por sus maravillas.

Y a continuación te mostramos los siguientes artículos con los que podrás completar tu visita a Jerusalén:

Jerusalén: visita a la ciudad santa
Mea Sharim
Monte Zión
De noche por Jerusalén
Hostales para dormir en Jerusalén

Sin ningún aumento de precio te facilitamos la reserva de tu viaje:

Puntúa este artículo
,
2 Comentarios
  1. Pau 4 marzo 2010
  2. Quique 4 marzo 2010