Las mejores cosas que hacer y ver en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

Disfruta al máximo de uno de los mejores Parques Nacionales de España

España

Si te gusta la naturaleza, visitar el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido es algo que te hará disfrutar como un niño. El segundo parque nacional más antiguo de España (fue declarado como tal nada menos que en agosto de 1918) se encuentra en el pirineo oscense, ofreciendo unos paisajes inolvidables dominados por montañas calcáreas de aspecto inexpugnable, bosques cuyo colorido cambia alegremente con las distintas estaciones, ríos, cascadas, cañones y una fauna bella y esquiva, que hace su vida lejos del ruido de las pisadas humanas.

En una época en la que el estrés y las dificultades han estado mucho más presentes de lo habitual, el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido te ofrece, como también ocurre con la Sierra de Cazorla, una escapada en la naturaleza para intentar desconectar y volver a sentir la paz perdida. Aire puro, posibilidad de hacer sano ejercicio, estampas que quedarán grabadas en tu memoria… Y, además, podrás degustar la estupenda gastronomía de la montaña aragonesa, así como descubrir auténticas villas medievales – como Aínsa o Torla – y pueblos con encanto. ¿Alguien da más?

VIAJA TRANQUILO, VIAJA ASEGURADO
El seguro de viajes de Iati incluye COVID-19 y cuarentena por contacto directo
Haz click para más info y llévate un 5% de descuento.

Pues sin más preámbulo, y según mis vivencias en el parque, aquí te dejo algunos buenos planes que hacer en Ordesa.

Cómo llegar al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

que hacer en ordesa

Para llegar al Parque Nacional de Ordesa, primero debes saber que se halla en el pirineo oscense, extendiéndose, íntegramente, por los municipios de Torla, Fanlo, Broto, Tella-Sin y Bielsa.

Llegar a Ordesa en transporte público no es tarea sencilla, por lo que es mejor que viajes con un vehículo propio, alquilado o compartido.

Si viajas con tu propio coche (en mi caso, siempre lo hice así), desde Huesca podrás ir hacia Sabiñánigo, y desde allí a Biescas, para tomar la C-138 en dirección a Torla. Será en Torla donde tendrás que buscar la pista que se adentra en el valle de Ordesa hasta encontrar un aparcamiento donde podrás dejar el coche.

Algunas distancias en coche al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido son:

  • Madrid-Ordesa: 478 km y unas 5 horas.
  • Barcelona-Ordesa: 294 km y unas 3,5 horas.
  • Zaragoza-Ordesa: 162 km y unas 2 horas.
  • Valencia-Ordesa: 475 km y unas 5 horas.
  • Bilbao-Ordesa: 327 km y unas 4 horas.

En cuanto al transporte público, tienes un autobús que realiza el servicio entre la población de Torla y el aparcamiento sito en la Pradera de Ordesa. Sin embargo, atento a sus condiciones:

  • Períodos de funcionamiento: este servicio de autobús solo está disponible en Semana Santa (varía cada año), de finales de junio a mediados de septiembre (consultar fechas específicas) y durante el Puente del Pilar (10 al 12 de octubre).
  • Frecuencia del servicio: hay un autobús cada 15 o 30 minutos, a excpeción del tramo horario entre las 6 y 8 de la mañana.
  • Horarios: la primera subida será a las 6 y las última a las 18 horas. La última bajada desde Ordesa será a las 20:30 horas.
  • Precios del billete: el billete de ida y vuelta cuesta 4,50 euros, con una reducción (3,50 euros) para mayores de 65 años y discapacitados. En el caso de comprar el billete para un solo trayecto, el coste será de 3 euros (2,50 euros para mayores de 65 años y discapacitados). Los niños menores de 10 años (hay que presentar el DNI) viajan gratis. Si quieres llevar a tu perro, puedes, pero deberás pagar 2 euros por su billete de ida y vuelta, y 1 euro por un solo trayecto. Además, ten en cuenta que viajará en la bodega del autobús, dentro de su transportín. Los billetes se compran directamente del conductor y se pueden pagar con tarjeta de crédito.

Además, debes tener en cuenta que el servicio de autobús se suspenderá si se rebasa el número máximo de visitantes (1.800 personas) que las autoridades permiten en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido al mismo tiempo.

Qué hacer y ver en Ordesa

Es complicado elegir entre las muchas cosas que hacer en Ordesa. De hecho, necesitarías decenas de viajes para poder explorar a fondo este precioso regalo de la Madre Naturaleza. Sin embargo, estas son algunas de las mejores cosas que hacer en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido:

Senderismo en Ordesa

senderismo en ordesa

NO ESPERES A RESERVAR TU COCHE DE ALQUILER
No esperes hasta el último momento para reservar tu coche de alquiler. A través de Rentalcars encontrarás el mejor precio del mercado y servicio de cancelación gratuita.
Pincha aquí para hacer tu reserva.

Sin duda, en el top de las mejores cosas que hacer en Ordesa se halla la actividad del senderismo. La orografía del parque se halla dominada por el macizo de Monte Perdido (3.355 msnm), con las cimas de las Tres Sorores, desde las que parten los valles de Ordesa, Pineta, Añisclo y Escuaín. Estos valles y picos se hallan horadados por una extensa red de senderos.

Eso sí, debes tener en cuenta las señalizaciones, tu estado de forma y el equipo que debes llevar para cada travesía. Además, si lo prefieres – ya sea para sentirte más seguro o para que te expliquen los pormenores curiosos del parque -, puedes realizar rutas guiadas por expertos de la zona.

Algunas de las mejores rutas de senderismo en Ordesa son:

  • Ruta circular a la Cola de Caballo por la Faja de Pelay: se trata de una ruta circular, de unos 20 km de longitud, que pasa por la cascada más conocida y espectacular (sobre todo cuando lleva bastante agua) que ver en Ordesa: la Cola de Caballo. El nivel de dificultad es notable, con un desnivel acumulado de unos 900 metros y se requieren casi 7 horas para realizarla. Se parte de la mismísima Pradera de Ordesa, tomando de la Senda de los Cazadores, para subir al mirador de Calcilarruego. A partir de aquí, el terreno es prácticamente llano, pasando por la bella Faja de Pelay, el circo de Soaso y la Cola de Caballo. El regreso se realiza por el fondo del valle de Ordesa. Una ruta preciosa que cruza hayedos, ríos y en la que puedes encontrarte con rebecos, vacas y otros animales.
  • Ruta de la Cascada del Cinca y cascadas de Lalarri: este es un paseo apto para casi todos los públicos, con una dificultad media. La ruta, que es ideal para explorar el sector del valle de Pineta, no tiene más de 7 km, con un nivel acumulado de 500 metros. Necesitarás unas 4 horas para realizarla. Parte del aparcamiento donde se halla el Centro de Interpretación del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, para ascender por la pista que remonta el valle hasta cruzar un arroyo y tomar el camino que lleva al Balcón de Pineta. Poco después aparecerá ante ti el espectacular salto de 200 metros de caída vertical por el que se precipitan al vacío las aguas del Cinca. De regreso, también te espera la cascada de Lalarri y otros pequeños saltos de agua. Podrás disfrutar del fondo del valle de Pineta y sus parajes rocosos, así como de su estupenda fauna y flora.
  • Ruta del cañón de Añisclo: subí (mejor dicho, «intenté subir») al espectacular cañón de Añisclo en bicicleta de montaña. Recorrerlo es todo un reto, pues encontrarás una vegetación exuberante, bastante humedad y buenos desniveles. Requiere algo de experiencia de montaña y una buena forma física, pues tendrás que dedicarle unas 5 o 6 horas de marcha, solo ida. Eso sí, la recompensa paisajística es abrumadora.
  • Ruta de los miradores de Revilla y la garganta de Escuaín: esta sencilla ruta, de no más de 4,5 kilómetros y un desnivel acumulado de 200 metros, te lleva a disfrutar de unas vistas maravillosas de las Gargantas de Escuaín. Para ello, pasarás por varios miradores y, si tienes suerte, podrás admirar al quebrantahuesos en su hábitat natural. No necesitarás más de hora y media para realizarla. Uno de los mejores paseos que hacer en Ordesa.
  • Ascenso a Monte Perdido: esta ruta es para aquellos que quieran vivir una experiencia dura, pero con una recompensa irrepetible: subir a la cima de uno de los picos más elevados de España. Se puede hacer en uno o dos días y es una actividad guiada. Te esperan al menos 12 horas de caminata, con desniveles acumulados de más de 1.500 metros y esfuerzos importantes. Pero lo bueno cuesta y los paisajes que vas a disfrutar son de los mejores que ver en Ordesa.

Dónde dormir en Ordesa

Torla es el pueblo más cercano a la entrada a Ordesa, por lo que es una opción perfecta para alojarte. Te recomiendo estos 3 alojamientos en Ordesa:

  • Hotel Villa de Torla: bien ubicado en la plaza principal de Torla, este establecimiento familiar tiene mucho encanto y el personal es amabilísimo. Además, cuenta con piscina al aire libre, bañera de hidromasaje, gimnasio y unas vistas espectaculares a las montañas.
  • Apartamentos Russell: si prefieres ser autosuficiente en Torla, estos apartamentos totalmente equipados, con suelo de madera, bañera de hidromasaje y vistas a la naturaleza, son tu mejor opción donde dormir en Ordesa.
  • Hotel Silken Ordesa: ideal para una escapada romántica en la naturaleza. Todas las comodidades de la cadena Silken en Ordesa.

Paseos a caballo en Ordesa

Aunque caminar es una de las mejores cosas que hacer en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, hay mucha gente que prefiere darse un paseo a caballo por las inmediaciones del parque y lugares como el valle de Broto.

Puedes encontrar empresas que realizan paseos guiados, sin necesidad de experiencia previa y para toda la familia, desde 15 euros por persona.

Localización de aves y otros animales

Uno de los principales atractivos que ver en el Parque Nacional de Ordesa es su fauna. En su vasta extensión, Ordesa dispone de distintos hábitats, favoreciendo la existencia de un buen número de especies animales muy diversas.

Así se han contabilizado 36 especies de mamíferos, 68 tipos de aves nidificadoras, anfibios, reptiles y peces.

Cuando caminas por los senderos de Ordesa, si lo haces en silencio y a la hora adecuada (cerca del amanecer y el anochecer), puedes encontrarte con rebecos (hay unos 2.000 ejemplares en el parque), corzos (que se han recuperado milagrosamente después de estar al borde de la extinción en la zona), jabalíes, ciervos e incluso el majestuoso oso pardo (se cree que hay una treintena de ejemplares). Nutrias, jinetas, zorros, gatos monteses, marmotas, tejones, lirones y hurones son otros animales que corretean por los valles de Ordesa, Pineta o Escuaín.

En cuanto a los amantes de la aves, en Ordesa podrán ver el mítico quebrantahuesos, que habita los elevados y cortantes desfiladeros del parque. También urogallos, el pito negro, el chotacabras, el cárabo y el autillo vuelan por estos lares.

Admirar las panorámicas desde los miradores de Ordesa

miradores ordesa

Si eres de los que se pueden pasar horas disfrutando de unas buenas vistas, una de las mejores cosas que hacer en Ordesa, para ti, será quedarte absorto en sus espectaculares miradores.

Para ello, hay una muy buena ruta de miradores en Ordesa, que puedes hacer a pie o en 4×4. La ruta es durilla, partiendo del aparcamiento principal de Torla y ascendiendo por las laderas de la sierra de las Cutas para, recorriendo unos 19 km y salvando unos 1.200 metros de desnivel, llegar al último de los cuatro miradores por los que pasa.

Algunos de los mejores miradores de Ordesa son: el mirador del Molar, el mirador de la Cruceta (o de la Herradura), el mirador de Punta Acuta, el mirador de Ziarrazils y el mirador de Bacarizuela.

Disfrutar del cambio de hojas en otoño en Ordesa

otoño en ordesa

Entre los muchos bellos lugares que visitar en España en otoño, destaca el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.

Aquí, normalmente a finales de octubre y principios de noviembre (aunque depende de las temperaturas y precipitaciones), los hayedos se convierten en una auténtica paleta de colores llamativos que van del rojo al amarillo, pasando por el dorado, ocre y naranja. Una buena manera de disfrutar de este espectáculo cromático es realizando un paseo por el fondo del valle de Ordesa, al menos hasta alcanzar el circo de Soaso.

Visitar los pueblos medievales de la zona

que ver en ainsa

Aínsa. Foto © David Escribano

Si te gustan la historia y las villas medievales, otra de las cosas que hacer en Ordesa será visitar pueblos tan mágicos de la comarca de Sobrarbe, como Aínsa, Boltaña o Torla. Todos ellos están separados por escasos kilómetros, pudiendo verlos a fondo en un fin de semana.

Aínsa es uno de los pueblos más bonitos de España, con su puente sobre el río Ara y el acceso a ese casco histórico que guarda un buen número de tesoros románicos. Junto a su plaza mayor porticada se alza el castillo de Aínsa, iniciado en el siglo XI. La iglesia parroquial de Santa María (siglo XII) aparece en una de sus bellas calles empedradas, a la que se asoman macizos caserones de piedra.

En Boltaña encontrarás un entorno parecido, con la Colegiata de San Pedro, el Ayuntamiento y la Plaza Mayor. Para obtener la mejor estampa de Boltaña y sus alrededores no dejes de subir al mirador del castillo de Boltaña.

Bicicleta de montaña en Ordesa

bicicleta en ordesa

Ascenso frente a Monte Perdido. Foto © David Escribano

Otra de las cosas que me encantan, entre las muchas que hacer en Ordesa, es recorrer sus bellos – y empinados, todo sea dicho – senderos a lomos de una buena bicicleta de montaña. Hay circuitos y centros BTT en la zona (como Zona Zero), para aquellos más experimentados.

En mi caso, en un par de etapas de cicloturismo por la comarca de Sobrarbe subí el cañón del Añisclo y las rampas frente al espectacular Monte Perdido, junto a un valle por el que discurría el río Cinca. Una experiencia realmente maravillosa.

Disfrutar de la gastronomía de montaña

Por último, aunque para las caminatas por el parque nacional seguro que te llevas bocadillos o comida ligera, cuando llegue el momento de gozar de un merecido descanso, no dejes de probar la gastronomía de Sobrarbe. Y es que degustar la buena mesa es una de las mejores cosas que hacer en Ordesa y sus alrededores.

Si te gusta la carne, aquí podrás disfrutar de platos de gran calidad, proveniente de reses locales que han tenido una buena vida en las praderas y valles de la zona. Algunos típicos platos de la comarca de Sobrarbe son:

  • Sopa belsetana: perfecta para los días fríos, con una bola de carne, pan mojado, cebolla, caldo y queso rallado.
  • Chiretas: plato montañés bien provisto de calorías. Aquí entran en juego partes del cordero algo inusuales, como las tripas, el corazón o el pulmón. Pero no te asustes, una vez hierves todo y le añades jamón, arroz, zanahoria, puerro y sal, la cosa queda deliciosa.
  • Pastillos: es un dulce típico de la zona. Los hay de almendra, nuez, manzana o calabaza y se elabora con una base de huevo, harina, aceite y azúcar.
  • Aljazeite: un acompañante de las carnes basado en la patata.
  • Tortilla de arroz: se trata de un plato basado en bacalao, que se fríe con ajo y perejil, y posteriormente se le añade agua y arroz. A continuación se le echa una tortilla de dos huevos, se incorpora harina, pan y agua, y listo.
5/5 - (3 votos)

TFW

Política de transparencia: En Viajablog encontrarás información para viajar repartida en 6000 artículos como este, que abarcan todos los continentes y que son fruto de nuestro tiempo y esfuerzo, además de pasión. En esos artículos pueden aparecer enlaces a productos y servicios de utilidad para tus viajes (como hoteles, seguros de viaje, etc.) que nos proporcionan una pequeña comisión si los compras o contratas a través nuestro, pero que en ningún caso suponen un aumento de precio para el lector.


Deja tu respuesta

Como usuario nos encantaría que participaras en la conversación. Siguiendo la normativa de protección de datos RGPD podrás encontrar toda la información relativa a los términos y condiciones legales que definen las relaciones entre los usuarios y Viajablog en la página dedicada a la política y privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *