Qué ver en Eslovenia en tres días

Una escapada ideal que combina naturaleza en estado puro y ciudades encantadoras como Ljubljana

Eslovenia TFW

Eslovenia es uno de los países que más me ha sorprendido durante el último viaje en coche que hicimos desde Viena a España. Nos adentramos en el país sin una idea preconcebida de lo que íbamos a encontrar y su deslumbrante naturaleza en estado puro y sus encantadores pueblos nos provocaron un rápido flechazo. Un amor a primera vista que a buen seguro volveremos a repetir para aprofundizar más en sus enclaves y cultura.

Enclavada entre gigantes del turismo como Italia, Croacia, Austria y Hungría, Eslovenia disfruta de un relativo anonimato y se nota en la poca masificación, su estilo pausado y precios económicos. Teniendo en cuenta sus indudables atractivos turísticos a buen seguro que la tranquilidad que encontramos viajando por Eslovenia tiene los días contados.

A continuación os propongo una ruta con los lugares que más nos impresionaron en Eslovenia durante nuestro viaje de tres días.

El lago Bled: amor a primera vista en Eslovenia

Las tradicionales embarcaciones de madera preparadas para surcar las aguas del lago Bled

Nuestra primera parada -y, sin lugar a dudas, obligatoria para cualquier visitante a Eslovenía- fue el lago Bled. Bled es uno de los iconos más reconocidos de Eslovenia. Seguramente que si os dáis un paseo por Google Images reconoceréis su pintoresca imagen que aparece en multitud de guías y folletos de Eslovenia.

El lago se encuentra a pocos kilómetros del aeropuerto de Ljubljana por lo que es un buen lugar para empezar tu viaje por Esvolenia y enamorarte a primera vista. Bled es un lago extenso, de unos 2 kilómetros de longitud y completamente rodeado de espesos bosques y montañas. El castillo que lleva su mismo nombre corona un acantilado con vistas espectaculares desde sus 130 metros de altura.

Desde hace siglos, las embarcaciones tradicionales de madera, llamadas “pletna de Bled” llevan a los visitantes a la isla de Bled en medio de la isla. Son manejadas por los “pletnarji” y es la única manera de llegar al corazón del lago.

Al llegar a la isla, os encontraréis con 99 escalones de piedra que nos dejan frente la iglesia de la Asunción de la Virgen. Antes o después de la subida será necesario retomar fuerzas por lo que no podéis iros de Bled sin probar kremna rezina de Bled o kremšnita. Se trata de un rico pastel de crema y hojaldre que se sigue preparando según la receta original de hace más de 60 años.

Donde aparcar en el lago Bled:


En pleno agosto hay que pagar por aparcar el coche. Las tarifas del parking van de los 1.8 euros por hora a un máximo de 7 euros durante todo el día.

Nosotros aparcamos a unos 15 minutos del lago. Lo dejamos unas dos horas y apenas nos costó un euro.

Asimismo, alrededor del lago Bled se extiende en Parque Nacional de Triglav. Si os apetece realizar una ruta senderista este lugar os va a sorprender. Se trata de uno de los parques nacionales más antiguos de Europa y el espacio protegido más grande de Eslovenia.

Desde Bled existen varias caminatas que podéis hacer a lo largo del Parque Nacional con varias opciones que varían según vuestro estado físico y ganas de senderismo. En la oficina de turismo os podrán informar sobre los diferentes rutas senderistas que podéis realizar.

Desde el lago Bled llegamos a la capital en unos unos 40 minutos de coche. En el caso de que no tengáis coche podéis encontrar autobuses. Entre Bled y Ljubljana encontramos hasta 284 salidas de autobús, incluso 4 buses nocturnos. La primer salida desde Bled es a las 00:00 y llega a Ljubljana a las 01:00. La última salida es a las 23:20 y llega a la 24:20. El boleto de ida para adultos sale desde 13 euros. Las condiciones del viaje de vuelta son muy parecidas.

Qué hacer en Ljubljana

Vistas al mercado de Ljubljana desde el río

Aprovechamos la ayuda inestimable de tener amigos en Ljubljana y nos aprovisionamos de toda la información necesaria para viajar en transporte público, donde comer, qué hacer y cualquier otro tipo de consejos para visitar Ljubljana durante nuestro viaje. Sin duda, sus recomendaciones nos fueron muy útiles así que las comparto con vosotros.

EXCURSIONES POR LJUBLJANA Y ALREDEDORES

Aprovecha tu tiempo en Eslovenia al máximo con alguna de las siguientes excursiones y con muy buenas recomendaciones de sus usuarios:

  1. Visita guiada por Ljubljana
  2. Excursión a Bled, la cueva de Postojna y el castillo de Predjama
  3. Tour por la Ljubljana comunista
  4. Más excursiones por Eslovenia

El transporte público en Ljubljana

Una vez lleguéis a Ljubljana, lo ideal es comprarse la tarjeta de transporte urbano para poder moverse con total libertad por la ciudad. Las venden en los estancos o en unas máquinas verdes que están al lado de las paradas de autobús. Si lo compráis en las maquinas de la cuidad id con cuidado con el cambio porque normalmente no devuelve el dinero. La tarjeta cuesta 2 euros por la tarjeta y después debemos recargarla según los viajes que tengamos previstos.

El viaje de autboús sencillo cuesta 1.20 euros y tiene una duración válida de 90.

Máquina para comprar la tarjeta de autobús

Alquila un coche con un descuento de hasta el 15%:

Aparcar el coche en Ljubljana

En prácticamente todo el centro de la ciudad veréis que las calles están marcadas en zonas azules, verdes y rosas. Si tenéis previsto dejar el coche todo el día lo ideal es que busquéis de antemano un alojamiento con parking. En nuestro caso, al estar alejados a unos 20 minutos del centro andando, no tuvimos problemas con el parking ya que por esa zona se podía aparcar en la calle sin ningún problema.

Free tours en Ljubljana

Nos apuntamos a un free tour por el centro la mar de interesante. Os recomiendo que el primer día vayáis al centro de información y preguntéis sobre los free tours que existen (también podéis buscarlos online y apuntaros con antelación).

En temporada alta es posible encontrar free tours en Ljubljana en español. Durante el paseo, los tres puntos principales en los que se sustenta la visita son el mercado, la biblioteca y la Catedral de San Nicolás.

Sin duda, es una buena manera de tomar contacto con la ciudad y después aprofundizar más en los lugares más interesantes de forma independiente. Nosotros aprovechamos para visitar los tres lugares que comentaron y la verdad es que mereció la pena. Por lo que si tenéis tiempo no dudéis en dar un paseo por el mercado, entrar a la Catedral de San Nicolás y visitar la Biblioteca Nacional y Universitaria de Ljubljana (entrada 5 euros, 3 euros para estudiantes).

Otra de las cosas que podéis hacer en Ljubljana es daros un paseo por Metelkova. Se trata de un barrio autogestionado de la ciudad. Si te apasionan los grafitis y lugares con vida tipo Vesterbro en Copenhague, sin duda, el ambiente que reboza el barrio de Metelkova te encantará. Se encuentra al lado de la estación de autobuses por lo que puede que os quede de camino durante vuestra visita.

Visita al Castillo de Ljubljana

Vistas al Castillo de Ljubljana

No podéis iros de Ljubljana sin visitar el castillo. Desde el centro parten varios caminos que llegan hasta el castillo. Puedes elegir el que más te guste. Las vistas desde las alturas en que se encuentra el castillo son de lo mejor que hay.

Asimismo, después de la subida podéis descansar en unas hamacas con revistas, periódicos o libros que habilitan al lado de la entrada del castillo.

La entrada al castillo es gratuita aunque si deseáis entrar para ver las exhibiciones, subir a las torres o visitar las habitaciones hay que pagar.

De todas maneras, si al llegar al castillo existe una actuación en esos momentos puede que os cobren por la entrada u os quedéis sin poder ver la preciosa plaza interior del castillo. Así que si subís al castillo intentar llegar antes de las 7 u 8 de la tarde (en verano) que es cuando suelen tener lugar las actuaciones.



Ofertas de alojamiento en Ljubljana

Qué comer y beber en Ljubljana

Los viñedos forman parte del paisaje de Eslovenia gracias al variado clima que encontramos. Así que podréis disfrutar de grandes vinos a muy buen precio.

En cuanto a la comida, os aconsejo evitar comer en el centro puro de la ciudad. Básicamente, tratad de evitar las zonas de Mestni Trg y alrededores ya que se aprovechan de los turistas y la calidad de la comida no es demasiado buena. Si os alejáis un poco del centro encontraréis lugares más baratos y con mejores precios.

Nosotros aprovechamos mucho nuestras visitas al mercado y al tener cocina en el alojamiento nos fue de gran comodidad. Aun así, recordad que Eslovenia es todavía barata en comparación con sus vecinos de Italia y Austria.

Eslovenia está recibiendo más y más turistas cada año por lo que si os animáis a visitar Eslovenia os recomiendo que lo hagáis cuanto antes. Al menos, ¡antes de que se convierta en otra Venecia!


Qué ver en Eslovenia en tres días
5 (100%) 2 votos

Deja tu respuesta

Como usuario nos encantaría que participaras en la conversación. Siguiendo la normativa de protección de datos RGPD podrás encontrar toda la información relativa a los términos y condiciones legales que definen las relaciones entre los usuarios y Viajablog en la página dedicada a la política y privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *