Las mejores cosas que hacer en Peñíscola

España TFW

A lo largo de la costa del Azahar que baña la provincia de Castellón, Peñíscola es uno de los destinos más interesantes para pasar unas buenas vacaciones. Agraciado por unas playas amplias y tranquilas, un pasado histórico que le añade un poso cultural al viaje y una oferta turística y gastronómica de gran calidad. Asimismo, los alrededores de Peñíscola ofrecen excursiones muy variadas para que las vacaciones se nos pasen volando.

El casco antiguo y el castillo de Peñíscola (c) Quique Cardona

Debido a las circunstancias actuales, todo apunta a que este año los destinos nacionales serán los más habituales a la hora de escoger las vacaciones. Si optáis por un destino de playa en la Comunidad Valenciana, sin lugar a duda, Peñíscola es una de las mejores opciones. Vamos a descubrir cuáles son las mejores cosas que podemos hacer en Peñíscola durante las vacaciones.

Pasear por el casco antiguo de Peñíscola

Una vez atravesamos la gran muralla medieval de Peñíscola por la puerta de Sant Pere, el casco antiguo de Peñíscola se abre ante nosotros en un intrincado laberinto de callejones que lentamente ascienden hasta el castillo. El empedrado decora las calles, el color blanco domina sobre las paredes y los comercios, restaurantes y terrazas nos animan a hacer alguna parada de rigor durante el paseo.

Uno de los mejores placeres en el casco antiguo es dejarse llevar y pasear a nuestro antojo. No obstante, existen varios edificios y monumentos de gran interés, así que podemos trazar un itinerario más o menos marcado para ver alguno de sus sitios más importantes. Por ejemplo, no os perdáis la Iglesia de Santa María, el Portal Fosc, El Bufador, el Museo del Mar, la Casa de las Conchas y el Castillo de Papa Luna.

Con estos lugares en mente, realizaréis una vuelta por el centro de Peñíscola muy completo. En los siguientes apartados iremos desarrollando cada uno de estos puntos y más.

El castillo de Papa Luna

Atardecer en Peñíscola (c) Quique Cardona

Si es vuestra primera visita a Peñíscola os quedaréis sorprendidos con la imponente imagen del peñón que da nombre a la ciudad. El casco antiguo serpentea el pequeño monte de algo más de 200 metros de altura y la silueta del castillo del Papa Luna domina el escenario con privilegiadas vistas a la extensa playa y al mar Mediterráneo.

Mientras paseáis por el casco antiguo, aprovechad para realizar una visita al castillo. La entrada sale por 5 euros y la visita puede hacerse por libre o bien con guía. Este castillo fue levantado por los templarios a finales del siglo XIII aprovechando los restos de una fortificación árabe.

Un siglo más tarde, a principios del XV, Pedro Martínez de Luna fue designado nuevo Papa bajo los designios de Aviñón y decidió instalarse en el castillo de Peñíscola que convertiría en su propio palacio pontífico.

La visita es muy interesante y aprovechad especialmente esas posiciones estratégicas donde tendréis unas panorámicas excelentes de Peñíscola y su playa. Entre ellas, no os perdáis un paseo por los jardines del castillo que están muy bien conservados y obtendréis unas fotografías preciosas.

El fenómeno natural del Bufador

Uno de los fenómenos naturales más sorprendentes en Peñíscola es el Bufador. Se trata de una enorme grieta en la gran roca que se extiende entre las murallas e incluso por el interior de las casas del casco antiguo de Peñíscola. Si llegas un día de tormenta, disfrutarás de lo lindo del espectáculo de las olas repicando sobre las rocas.

Sin temporal, igualmente merece la pena visitar el Bufador e inspirarse por el ruido de las olas del mar. Asimismo, frente a este fenómeno natural se levanta una terraza ideal para tomarse algo y disfrutar de una buena tarde o noche.

La Casa de las Conchas: la más bonita de todas las de Peñíscola

Paseando por el casco antiguo de Peñíscola puede que te la encuentras por sorpresa y quedes prendado de su belleza. La Casa de las Conchas, como su nombre indica, está decorada con conchas marinas a lo largo de toda su fachada y con unos ventanales que recuerdan al estilo morisco.

Encontraréis la Casa de las Conchas en la calle Faraones 11.

El Museo del Mar

Merece la pena perder una mañana o tarde nublada visitando el museo del Mar. Se trata de un pequeño museo dedicado a ensalzar la vida pesqueña del pueblo de Peñíscola a partir de elementos y fotografías de época.

El museo se encuentra en el antiguo edificio Les Costures, situado sobre el Baluarte del Príncipe en el casco antiguo de Peñíscola.

Sin lugar a dudas, un sentido homenaje a la vida tradicional que ha existido en el pueblo durante siglos con piezas que forman parte del patrimonio cultural de Valencia.

Consejos para alojarse en Peñíscola

Peñíscola ofrece una gran variedad de alojamiento para satisfacer a cualquier tipo de grupo turista: campings, apartamentos, hoteles, casas rurales y casas en alquiler. A continuación te dejamos algunos buenos lugares donde dormir en Peñíscola:

  • Hotel Marina: en nuestra última ocasión en Peñíscola nos instalamos en este hotel de perfil familiar y en la zona de la playa Norte. Habitaciones amplias, limpias, buen servicio y a muy buen precio. Si buscamos un sitio práctico y económico, es muy buena opción. Repetiríamos sin dudarlo.
  • Luz de Azahar: si buscas un destino turístico pero a la vez necesitas tranquilidad, este es tu lugar. Este establecimiento está alejado unos 10 minutos en coche de Peñíscola y cuenta con piscina y zona de barcaboa.
  • Pensión Chiki: una de las opciones económicas más interesantes de toda Peñíscola. Lo encontrarás en el casco antiguo, con una decoración sencilla e impecable, con un trato muy amable y un montón de comentarios positivos por parte de sus clientes.

Encontrar los escenarios de Peñíscola en la gran pantalla

La amplia costa de Peñíscola vista desde el peñón (c) Quique Cardona

Uno de los alicientes en Peñíscola es seguir el rastro que han dejado míticas películas o series recientes que han causado furor en todo el mundo y se han rodado en Peñíscola. Desde el estilo holywoodiense de El Cid hasta series más cercanas y variadas como El chiringuito de Pepe o la tan aclamada (y confieso que no he visto ni un capítulo) Juego de Tronos.

Sin lugar a dudas, Peñíscola ofrece una visual imponente que enamora y no es de extrañar que se haya convertido en la protagonista de varias escenas del mundo cinematográfico.

Un paseo por el puerto pesquero

Al sur del casco antiguo de Peñíscola se extiende el puerto pesquero que ha dado trabajo y comida al pueblo durante generaciones. Paseando por el puerto podréis ver una buena variedad de barcos de pesca, el edificio de la lonja, redes descansando sobre el arcén, tinajas para la captura de pulpos, y otros utensilios marineros.

Oler la sal de mar y sentir la brisa del mediterráneo, compañeros ideales para un paseo por el puerto y preparar la barriga para el siguiente atraco en el restaurante.

Visitar el Jardín del Papagayo

Apenas a 10 minutos en coche llegamos al Jardín del Papagayo, una visita muy especial para conocer más a fondo estos simpáticos animales. Sin lugar a dudas, es una buena manera de romper la rutina de playa con los pequeños y darle un toque cultural y divertido al viaje.

En el Jardín del Papagayo encontraréis cerca de 50 especies distintas de aves tropicales como tucanes, loros cacatúas, papagayos y muchos más. El precio en el verano de 2019 era de 16 euros para adultos.

Explorar la sierra de Irta

La Sierra de Irta (c) Quique Cardona

Entre las poblaciones de Peñíscola y Alcossebre se extiende la Sierra de Irta, una gran extensión catalogada como Parque Natural de casi 8.000 hectáreas que protege una considerable lengua de costa sin urbanizar.

Con una altura máxima de 572 metros en el pico de Campanelles y varios acantilados cortando el perfil de la costa, la Sierra de Irta ofrece varias rutas senderistas o para hacer en bicicleta de gran belleza. Alguna de ellas se adentra por la sierra y otras bordean la costa encontrando algunas calas escondidas de gran encanto. En la página oficial de Alcossebre encontraréis mapas y rutas detalladas para imprimir y usar durante la jornada senderista.

LAS MEJORES EXCURSIONES POR PEÑÍSCOLA O ALREDEDORES

Aprovecha tu tiempo durante tus vacaciones al máximo con alguna de las siguientes excursiones con muy buenas recomendaciones de sus usuarios:

  1. Súbete al tren turístico de Peñíscola
  2. Visita guiada por Peñíscola
  3. Excursión a MonNatura Delta del Ebro
  4. Tour por el Delta del Ebro
  5. Visita guiada por Sagunto
  6. Free tour por Castellón de la Plana

Degustar la gastronomía de Peñíscola

Un buen arroz valenciano. Foto © David Escribano

No os podéis escapar de Peñíscola sin probar sus productos típicos y espectacular gastronomía. Kilometraje 0 de la huerta valenciana y la pesca diaria desde el puerto con una buena variedad de pescado fresco que va desde las lubinas, galeras, anguilas, lenguados a las cañadillas (cargols de mar) y a los curiosos dátiles de mar (caixetes).

Entre los platos típicos puedes probar aparte de grandes arroces son el ajo y pimienta de rape (all i pebre de rap), un guiso preparado con anguilas, el suquet de peix (sopa de pescado y marisco), las empanadillas de calabaza, (pastissets de carabassa) o los flaons de Peñíscola, un pastelito dulce relleno de almendras.

Las mejores playas de Peñíscola

La Playa Norte de Peñíscola (c) Quique Cardona

Cuando se veranea en Peñíscola se busca la playa y es que Peñíscola lo poco muy fácil con una variedad muy completa de playas urbanas muy extensas que lo tienen todo y calas perdidas a muy pocos kilómetros de distancia para disfrutar de la soledad y de parajes naturales salvajes.

La playa del Norte
es el claro ejemplo de playa urbana masificada pero que a la vez ofrece unas aguas limpias, con todos los servicios y con una preciosa estampa con el peñón protegiendo el horizonte. Al ser muy extensa es capaz de absorber a grandes cantidades de gente durante el agosto.

A medida que nos vayamos hacia el sur, encontraremos playas y calas más remotas y menos frecuentadas. La mayoría de ellas carecen de servicios y ofrecen un escenario mucho más natural y remoto dentro del entorno de la Sierra de Irta. Entre las mejores destacan la playa del Pebret, la playa del Russo, la playa d’Irta o la Cala del Moro, esta última, más cercana a Peñíscola.

Excursión a las Islas Columbretes

Las islas Columbretes son un Parque Natural que se encuentra a unos 50 kilómetros al interior del mar frente a la costa de Peñíscola.

Existen barcos que parten a diario durante la temporada alta desde el puerto de Peñíscola para visitar las islas Columbretes. Generalmente llegan hasta la illa Grossa (la única en la que se puede anclar) para que la gente se quede unas horas practicando senderismo, snorkel, tomando un baño o el sol, en definitiva, disfrutando de una jornada en un paraje natural único.

Podéis encontrar más detalles sobre precios y horarios en la página oficial de excursiones Columbretes.


Política de transparencia: En Viajablog encontrarás información para viajar repartida en 6000 artículos como este, que abarcan todos los continentes y que son fruto de nuestro tiempo y esfuerzo, además de pasión. En esos artículos pueden aparecer enlaces a productos y servicios de utilidad para tus viajes (como hoteles, seguros de viaje, etc.) que nos proporcionan una pequeña comisión si los compras o contratas a través nuestro, pero que en ningún caso suponen un aumento de precio para el lector.


Una respuesta
  • Gustavo Woltmann 17 octubre 2020
  • Deja tu respuesta

    Como usuario nos encantaría que participaras en la conversación. Siguiendo la normativa de protección de datos RGPD podrás encontrar toda la información relativa a los términos y condiciones legales que definen las relaciones entre los usuarios y Viajablog en la página dedicada a la política y privacidad.

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *