Consejos para visitar la Catedral de Burgos

Todo lo que tienes que saber para descubrir una de las joyas del gótico europeo

EspañaTFW

Al igual que me ocurre con Toledo, siento que Burgos siempre ha formado parte de mi vida, pues allí nació mi querida abuela Rosario y en ella hemos celebrado grandes, y entrañables, reuniones familiares. Y es que ambas ciudades castellanas – una manchega y otra leonesa – están incluidas en el listado de ciudades que han sido declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO – un honor del que tan solo gozan 15 ciudades españolas – , y poseen una bella catedral. La catedral de Burgos, de hecho, es una de las joyas del gótico europeo.

Descubre los muchos encantos de Burgos con un magnífico tour gratuito guiado por un experto en la ciudad. Puedes reservarlo aquí:

Burgos es una ciudad histórica, acogedora, en la que se come bien y por la que da gusto pasear.  El casco histórico burgalés parece una máquina del tiempo que te ha llevado a la Edad Media. Entre monumentos, iglesias y antiguas casonas, los bares contemporáneos despachan morcillas de Burgos junto a otras sabrosas tapas. La estatua del Cid apunta con la espada hacia la otra orilla del río Arlanzón, donde se hallan algunas de las respuestas de la Humanidad en el magnífico Museo de la Evolución Humana. Contrapuesto a ellas, se hallan las teorías religiosas. Y no hay mayor bastión de ellas que la catedral de Burgos.

La hermosa catedral es una de las mejores cosas que ver en Burgos, así que aquí te dejo unos cuantos consejos para que disfrutes de una visita.

Cómo llegar a la Catedral de Burgos

catedral de burgos

Catedral de Burgos. Foto © David Escribano

Para llegar a la catedral de Burgos, salvo que estés alojado en algún hotel o apartamento alejado del centro de la ciudad, no tendrás más que caminar.

De hecho, si llegas a Burgos en autobús, te alegrará saber que la catedral se halla a tan solo 7 minutos caminando de la estación de autobuses de Burgos. Sin embargo, si llegas a Burgos en tren (a la estación Burgos-Rosa de Lima) sí que tendrás que coger un transporte, porque se halla a unos 5 km del casco histórico de la ciudad. En taxi te llevará unos 20 minutos, mientras que si decides darte un paseo, será algo más de una hora. Si no tienes prisa y el tiempo burgalés acompaña, te aconsejo el paseo.

EXCURSIONES EN BURGOS
Aprovecha tu tiempo en Burgos al máximo con alguna de las siguientes excursiones o actividades con guías profesionales y con muy buenas recomendaciones de sus usuarios:

  1. Tour gratuito por Burgos
  2. Tour de de misterios y leyendas en Burgos
  3. Tour privado por Burgos
  4. Tour en tuk tuk por Burgos

Breve Historia de la Catedral de Burgos

Antes de entrar de lleno en los consejos para visitar la catedral de Burgos, conviene conocer algo de su historia.

Al contrario de lo que muchos piensan, la catedral que todo el mundo visita hoy, no es la original. En el mismo lugar en el que se levanta el edificio actual, existió una catedral románica, construida entre 1080 y 1095. En ella tuvo lugar, por ejemplo, la importante unión del rey de Castilla, Fernando III, el Santo, con Beatriz de Suavia, hija del poderoso emperador europeo Federico II de Suavia. En esa época, Burgos era una ciudad poderosa y por ello quería construir una segunda catedral, mucho más imponente que la antigua.

El rey Fernando fue el que tuvo la idea de erigir una catedral de estilo gótico, que se estaba imponiendo como la nueva moda arquitectónica en Europa. Siendo así, la primera piedra se colocó el 20 de julio de 1221. Arquitectos y maestros franceses serían reclutados para seguir los ejemplos de catedrales como las de Amiens, Notre Damme o Reims.

En tan solo 9 años, la catedral de Burgos ya estaba lista para el culto. Fue en ese momento cuando comenzó el derribo de la catedral románica, que no había sido tocada hasta el momento. Sin embargo, como suele ocurrir con estas titánicas obras medievales, la catedral de Burgos siguió ampliándose y renovándose durante siglos. Nuevas capillas aparecen entre los siglos XIV y XVIII, además de una nueva sacristía o el cimborrio.

Hoy en día, es una de las catedrales más espectaculares de España y Europa, siendo el monumento más visitado de Burgos.

Qué ver en la Catedral de Burgos

Uno de los más importantes consejos para visitar la Catedral de Burgos es qué ver en su interior. Estos son algunos de sus puntos más atractivos:

Las Portadas

Cuando te aproximes a la catedral desde la Plaza de Santa María, la portada principal será lo primero que verás de ella. Está formada por un bellísimo retablo gótico en piedra con tres cuerpos, que representa distintas escenas religiosas, como la Adoración de los Magos o la Anunciación. Aquí encontrarás la triple puerta de acceso al templo, también conocida como Puerta Real o Puerta del Perdón.

Dónde dormir en Burgos

Si buscas dónde dormir en Burgos, te recomiendo mi establecimiento preferido: el Hotel Forum Evolución. Como su nombre indica, este magnífico hotel 3 estrellas se halla junto al interesantísimo Museo de la Evolución Humana. Sus habitaciones son amplias, insonorizadas, y poseen todas las comodidades. Personal muy amable y está a 5 minutos a pie de la catedral de Burgos. La relación calidad-precio es imbatible. Si no te convence, aquí tienes muchas otras buenas opciones de alojamiento en Burgos:

La escalera dorada

Situada al fondo de la nave del crucero, esta magnífica escalera de mármol – construida por el famoso arquitecto burgalés Diego de Siloé  en 1523 – conecta a la catedral con la calle Fernán González, a través de la Puerta de la Coronería. La barandilla es de hierro forjado y está inspirada en modelos del renacimiento italiano, comandado por Bramante y Miguel Ángel.

La Capilla de los Condestables

No son pocos los que definen este lugar como una catedral dentro de otra catedral. Tal es la belleza de la Capilla de los Condestables. Simón de Colonia la finalizó en 1496 y lo que más llama la atención es la deslumbrante bóveda calada, y acristalada en forma de estrella, que decora el techo.

El crucero y el cimborrio

Catedral de Burgos. Foto © David Escribano

El cimborrio es uno de los elementos más destacados del templo. Son muchos expertos los que afirman que es una de las cúpulas más hermosas de todo el Renacimiento español, tanto por su valiosa decoración escultórica como por su originalidad arquitectónica. Las cuatro poderosas columnas sobre las que descansa el cimborrio – el crucero – son también dignas de admiración.

Coro

Sería el maestro Felipe de Vigarny quien dirigiera la creación del coro entre 1506 y 1513. Fue una obra grandiosa llevada a cabo por escultores de renombre, como Diego de Siloé, Vigarny o Andrés de Nájera. Aunque te parezca uniforme, presenta un buen número de distintas tendencias artísticas, tanto en su estructura como en sus tallados, relieves y adornos. Todo el conjunto está tallado en madera de nogal.

Sacristía Mayor

Aunque esta sacristía fue construida en los inicios del templo, sería remodelada en el siglo XVIII. El estilo empleado para ello fue el barroco rococó, lo que se tradujo en una auténtica abundancia decorativa. Parece que no cabe ni una sola figura más en la bóveda y las pechinas.

Museo Catedralicio

Aquí se exponen las piezas más importantes que se conservan en la catedral, tanto del punto de vista artístico como del litúrgico. En el ámbito de la pintura, hay 9 tablas hispano-flamencas que formaron parte del retablo delas reliquias. En cuanto a la orfebrería, destacan los tres relicarios de plata sobredorada de San Pablo, San Pedro y Santiago, y un cáliz gótico con engastes de perlas, piedras preciosas y esmaltes. También son preciosos los tapices flamencos del XVI.

Visitas guiadas en la Catedral de Burgos

Como ocurre en este tipo de monumentos, si quieres sacarle el máximo jugo a tu visita a la Catedral de Burgos no hay mejor manera de hacerlo que con una visita guiada por un profesional. Te contarán todos los secretos, historias y anécdotas de uno de los edificios religiosos más bellos de España.

Descubre todos los atractivos de la Catedral de Burgos con una visita guiada por un magnífico profesional. Puedes reservarla aquí:

Horarios para visitar la Catedral de Burgos

Actualmente, los horarios de visitas a la catedral de Burgos son:

  • De lunes a viernes: de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 19:30.
  • Sábado: de 10:00 a 19:30.
  • Domingo: de 10:00 a 17:30.

Precios de entradas a la Catedral de Burgos

Los precios de las entradas a la Catedral de Burgos son:

  • Individual: 8 euros.
  • Grupos (más de 15 personas): 7 euros.
  • Mayores de 65 años: 7 euros.
  • Estudiantes (menores de 28 años): 4,50 euros.
  • Niños (de 7 a 14 años): 2 euros.
  • Peregrinos (deben aportar credencial): 4,50 euros.
  • Discapacitados: 2 euros.
  • Familia numerosa: 4,50 euros.
  • Desempleado: 4,50 euros.

Los precios de las entradas individuales incluyen el servicio de audioguía.

Cuál es el mejor momento para visitar la Catedral de Burgos

Si quieres visitar la Catedral de Burgos casi en solitario, no hay mejor momento que a primera hora de la mañana, de lunes a viernes, justo en el momento de su apertura al público.

Cuánto dura una visita a la Catedral de Burgos

Esto siempre depende del amor que tengas por el arte, la arquitectura y la historia religiosa del lugar. Si eres un gran amante de estas cosas, podrás pasar horas dentro del templo sin que te des cuenta. Sin embargo, la mayoría de visitantes suele pasar entre 1 y 2 horas dentro de la catedral.


Política de transparencia: En Viajablog encontrarás información para viajar repartida en 6000 artículos como este, que abarcan todos los continentes y que son fruto de nuestro tiempo y esfuerzo, además de pasión. En esos artículos pueden aparecer enlaces a productos y servicios de utilidad para tus viajes (como hoteles, seguros de viaje, etc.) que nos proporcionan una pequeña comisión si los compras o contratas a través nuestro, pero que en ningún caso suponen un aumento de precio para el lector.


Deja tu respuesta

Como usuario nos encantaría que participaras en la conversación. Siguiendo la normativa de protección de datos RGPD podrás encontrar toda la información relativa a los términos y condiciones legales que definen las relaciones entre los usuarios y Viajablog en la página dedicada a la política y privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *