Los mejores consejos para hacer la Ruta del Cares (Asturias y León)

Guía definitiva para hacer una de las rutas de senderismo de un día más famosas de España

España

A caballo entre Asturias y León (representadas en las localidades de Poncebos y Caín, respectivamente), se halla una de las rutas senderistas más populares de los Picos de Europa. La Ruta del Cares tiene dos cosas básicas para que sea uno de los senderos más conocidos del norte de España: regala unas magníficas vistas y es apta para casi todos los públicos. Si quieres vivir esta inolvidable experiencia, te ayudamos con estos consejos para hacer la Ruta del Cares.

Así, podrás caminar por un sendero desde el que podrás admirar, al fondo de una espectacular garganta, las límpidas aguas del río Cares, además de las impresionantes moles rocosas de las montañas de los Picos de Europa.

VIAJA TRANQUILO, VIAJA ASEGURADO
El seguro de viajes de Iati incluye COVID-19 y cuarentena por contacto directo
Haz click para más info y llévate un 5% de descuento.

Pero antes de entrar de lleno en la materia…

1. Un poco de historia sobre la Ruta del Cares

consejos para hacer la ruta del Cares

Si ya has realizado en alguna ocasión la Ruta del Cares, te habrás dado cuenta de que el recorrido no es una senda natural. Muy al contrario, la ruta existe gracias al titánico esfuerzo de los más de 500 hombres que trabajaron, a mediados del siglo pasado, en la creación de una vía de comunicación que permitiese llegar, tanto al agua como a los trabajadores, con mayor facilidad a la central hidroeléctrica que se creó en Poncebos, para aprovechar la bravura de las aguas del río Cares.

Para abrir camino mediante túneles, se utilizó dinamita. Durante las labores, 11 hombres perdieron la vida. Es de recibo dedicarles un pensamiento, durante unos segundos, cuando camines por la senda que ellos construyeron.

2. Cómo llegar a la Ruta del Cares

La Ruta del Cares es un trazado que une las localidades de Poncebos (Asturias) y Caín de Valdeón (León). Aunque a través de la senda tan solo tendrás que recorrer unos 12 km, la distancia por carretera entre ambos pueblos es de unos 100 km. Por ello, deberás decidir, de antemano, desde qué lugar piensas empezar la ruta.

La gran mayoría de viajeros que inician la ruta en Poncebos, provienen de Oviedo o Gijón. Desde Oviedo tienes casi 1 hora y 40 minutos de coche, por las carreteras A-8 y A-64, mientras que tardarás una hora y media desde Gijón.

Si vas a iniciar la ruta en Caín de Valdeón, lo cual no es muy aconsejable desde el punto de vista logístico, tendrás que conducir algo más de dos horas y media, tanto desde Oviedo como desde Gijón. La distancia en coche de León a Caín es de unas dos horas y cuarto.

3. Ruta del Cares: ¿un viaje de ida y vuelta?

Otro de los fundamentales consejos para hacer la Ruta del Cares es el que atañe a la decisión de hacer la ruta en un solo sentido, o regresar al punto de partida.

La Ruta del Cares es lineal, no existiendo un sendero distinto al tomado durante la ida para poder regresar al punto de partida. Por ello, a muchos senderistas les asalta la duda de realizarla solo en un sentido o hacer el trayecto de ida y vuelta.

NO ESPERES A RESERVAR TU COCHE DE ALQUILER
No esperes hasta el último momento para reservar tu coche de alquiler. A través de Rentalcars encontrarás el mejor precio del mercado y servicio de cancelación gratuita.
Pincha aquí para hacer tu reserva.

Nuestro consejo es que madruguéis y realicéis el recorrido de ida y vuelta. En total, serán unos 24 kilómetros. Las ventajas principales de tomar esa decisión son dos:

  • Como hemos comentado antes, la distancia entre carretera entre Caín y Poncebos es de unos 100 km. Eso quiere decir, que o tienes un vehículo preparado en cada extremo de la ruta o tendrás que contratar uno de los servicios de transporte compartido (de 7 u 8 plazas) que llevan a la gente de un lado a otro.
  • Aunque pueda parecer que en una ruta lineal verás siempre lo mismo a la ida que a la vuelta, en la Ruta del Cares esto no es así, pues se trata de un camino que discurre por una naturaleza viva. Quizá en el regreso veas cabras montesas, que te perdiste a la ida… O el cambio en la luz que baña las gargantas y las laderas de las montañas haga que te encuentres ante un paisaje completamente distinto.

Además, el recorrido, salvo en la cuesta inicial de Poncebos, es bastante llano, por lo que podrás recorrer los 24 km sin dificultades, siempre que te tomes el tiempo suficiente para ir tranquilo.

4. Cuánto tiempo se tarda en hacer la Ruta del Cares

Como siempre ocurre cuando realizamos senderismo, el tiempo dedicado a recorrer la ruta del Cares depende del ritmo que llevemos en la montaña. Hay gente que prefiere disfrutar tranquilamente de las vistas, tomar fotos, hacer descansos cada poco tiempo y dar un simple paseo por la naturaleza. Mientras otros se lo toman casi como una carrera de trail running.

Nuestro consejo es que aboguéis por un punto medio entre estos dos extremos.

Siendo así, la Ruta del Cares suele tomar unas 3 horas si realizáis un único sentido, y el doble si vais a hacer la machada del ida y vuelta.

5. Cuándo es la mejor época para hacer la Ruta del Cares

desfiladeros en la ruta del cares

Aquí llega otro de los más importantes consejos para hacer la Ruta del Cares. Si no puedes elegir tus vacaciones y debes tomarlas en julio o agosto, de poco te servirá este consejo, pues no tendrás otra opción. Sin embargo, si tienes cierta autonomía para escoger tu momento de descanso laboral, te diría que la mejor época para hacer la Ruta del Cares son los meses de septiembre, mayo o junio.

Y es que la tremenda popularidad de la ruta la convierte es una especie de parque de atracciones natural durante los meses estivales. Si no tienes más remedio y la vas a realizar en julio o agosto, te recomiendo que madrugues lo máximo posible (sobre todo si vas a hacer el camino de ida y vuelta), pues la mayoría de los excursionistas no lo harán y podrás disfrutar de la ruta con cierta tranquilidad.

También es mejor esquivar el pleno verano por la climatología, pues puede hacer mucho calor en la montaña. Sin embargo, recuerda que te hallas en los Picos de Europa y la estabilidad climática nunca está garantizada, por lo que te puede llover casi en cualquier época del año.

6. Características técnicas de la Ruta del Cares

  • Distancia: 23,5 km ida y vuelta.
  • Dificultad: Baja.
  • Duración: unas 6 horas, ida y vuelta, yendo muy tranquilo y realizando alguna pausa para beber, comer algo y sacar alguna foto.
  • Altitud máxima: 524 metros.
  • Desnivel de ascenso: 300 metros.
  • Desnivel de descenso: 160 metros.

7. Qué equipo debo llevar para hacer la Ruta del Cares

Otro de los básicos consejos para hacer Ruta del Cares es el equipo a llevar. Este, como es normal, dependerá del momento del año en el que vayas a realizar la ruta.

Si es en época de calor (verano, principios de otoño o finales de primavera), estos son los imprescindibles:

  • calzado cómodo de senderismo (no pesado ni demasiado cerrado).
  • Mucha agua y unos bocadillos y snacks para comer.
  • Crema protectora del sol.
  • Gorra, sombrero o cualquier otra cosa que te proteja del sol en la cabeza.
  • Pantalón corto (o largo muy fino) y camiseta de manga corta.
  • Gafas de sol.
  • Chubasquero (a pesar de que luzca el sol por la mañana, el tiempo puede cambiar rápidamente en esta parte de España).

Si es en época de frío (invierno, parte del otoño y principio de la primavera), en tu equipo para hacer la Ruta del Cares no deben faltar:

  • Pantalones largos (mejor si son impermeables), camiseta térmica de manga corta o larga y forro polar.
  • Guantes.
  • Gorro.
  • Agua y comida.
  • Linterna (preferiblemente frontal), pues los días son más cortos y puede que te sorprenda la noche.
  • Botas o zapatillas de montaña más cerradas y calientes.
  • Chubasquero o capa de lluvia (que cubra también la mochila).
  • Si hay nieve, convendría llevar palos de trekking y unas polainas.

8. Qué ver en la Ruta del Cares

ruta del cares asturias gargantas de montañas

Tras haber terminado con los más prácticos consejos para hacer la Ruta del Cares, hay que centrarse en lo que vas a ver.

Se trata de un recorrido sencillo, de extrema belleza y apto para todos los públicos (la primera vez que la hice tenía 9 años), salvo, quizás, para aquellos que sufran de vértigo. Durante la caminata que lleva de Caín a Poncebos, o viceversa, podrás admirar las agrestes montañas de los Picos de Europa, desnudas aquí y cubiertas de vegetación allá. También pasarás por decenas de túneles – en las obras de creación del camino se abrieron más de 70 -, espectaculares miradores desde los que observar, al fondo de la garganta, las tumultuosas aguas del Cares; diversos puentes y pasarelas; imponentes paredes de roca caliza y, diseminadas por ellas, las omnipresentes cabras salvajes, que se adaptan a esa complicada naturaleza como nadie. Respecto a ellas, no las alimentes y ten cuidado con las piedras que pueden desprenderse de las paredes, como consecuencia de sus correrías por ellas.

9. Dónde dormir en la Ruta del Cares

No son pocos los senderistas que deciden pasar una o dos noches en las inmediaciones de la ruta, porque así puedes disfrutar tranquilamente de la fascinante belleza del paisaje cuando ya se han marchado todos los visitantes del día, y, además, pueden comenzar la caminata muy pronto por la mañana, sin necesidad de tener que conducir hasta el principio de la misma.

No existen muchas opciones, pero estos son algunos de los mejores alojamientos donde dormir en la Ruta del Cares:

  • Casa Maru: encantadora casa rural en Camarmeña. Hecha de madera y piedra, cuenta con una casa de dos dormitorios y habitaciones dobles. Su ubicación es espectacular, frente al Naranjo de Bulnes. Cuenta con biblioteca, cocina equipada, sala de estar y un patio con vistas que dejan boquiabierto. El desayuno casero es abundante y riquísimo, y el trato de la pareja de propietarios es inmejorable. Sin duda, es la mejor opción para una estancia inolvidable en la Ruta del Cares.
  • Hotel Garganta del Cares: buen hotel con una gran relación calidad-precio. Es el alojamiento más cercano al inicio de la Ruta del Cares en Poncebos. Sencillo, pero funcional, con un buen desayuno (incluido en el precio) y un personal muy amable.
  • Hostal Poncebos: situado también en Poncebos, junto a las aguas del río Cares, este hostal regala una estampa preciosa a sus huéspedes. Buen precio, la comida está riquísima y el personal es super atento.

10. Dónde comer en la Ruta del Cares

Está muy bien comer bocadillos y snacks mientras haces la ruta, pero si después de la caminata te quieres dar un merecidísimo homenaje a costa de la estupenda cocina asturiana, te aconsejo cualquiera de estos tres lugares locales:

  • Bar la Fuentina, en Camarmeña y muy bien valorado por los clientes.
  • El Redondín Casa Rafa, en Bulnes.
  • Bar Mirador Lallende, también en Bulnes y el mejor valorado de los tres.

¿Tú has caminado ya por esta ruta? Si es así, ¿Qué otros consejos para hacer la Ruta del Cares podrías añadir a esta lista?


TFW

Política de transparencia: En Viajablog encontrarás información para viajar repartida en 6000 artículos como este, que abarcan todos los continentes y que son fruto de nuestro tiempo y esfuerzo, además de pasión. En esos artículos pueden aparecer enlaces a productos y servicios de utilidad para tus viajes (como hoteles, seguros de viaje, etc.) que nos proporcionan una pequeña comisión si los compras o contratas a través nuestro, pero que en ningún caso suponen un aumento de precio para el lector.


Deja tu respuesta

Como usuario nos encantaría que participaras en la conversación. Siguiendo la normativa de protección de datos RGPD podrás encontrar toda la información relativa a los términos y condiciones legales que definen las relaciones entre los usuarios y Viajablog en la página dedicada a la política y privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *