Viajando por Tailandia: (I) Por dónde empezar

tailandiarecomendaciones
Capital: Bangkok
Moneda oficial: Baht Cambio aproximado: 1 Euro = 50 Bahts
Presupuesto recomendado: 15-20 eur/día
Clima: tropical (calor y humedad)

Si estás planeando un viaje a Tailandia no te comas demasiado la cabeza, no son tantas cosas las que necesitas y da igual qué lugares decidas finalmente visitar, estoy convencido de que te gustarán y de que te lo pasarás fenomenal.

No hace falta que cargues demasiado tu mochila, en Tailandia encontrarás todo lo que necesites y a precios muy baratos. Es más, el día que decida volver a la tierra del green curry lo tengo clarísimo, me voy con lo puesto y una pequeña mochila lo suficientemente práctica como para salvaguardar los elementos indispensables para viajar por el mundo, que no son más que el pasaporte, los billetes de avión, la tarjeta de crédito, el libro de vacunas (te lo dan en el centro de medicina tropical al que irás para que te den unos cuantos pinchazos), la guía de viajes, la cámara de fotos, algo de efectivo y el cepillo de dientes. Teniendo todo esto ya estás listo para empezare tu aventura.

Aterrizarás en Bangkok donde te recomiendo que pases pocos días, los suficientes para aclimatarte al nuevo país, con cultura y clima bastante distintos a los de tu lugar de origen. Visita algunos templos y échale un vistazo a la ciudad (con una polución asfixiante)

Dirígete directamente a Khao San Road (hay un bus que sale del mismo aeropuerto y os lleva hasta alli), el punto de encuentro para la mayoria de ‘backpackers’ o mochileros que pasan por Tailandia; 3 o 4 dias allí para aclimatarte (lo pasarás bien) y emprendes ruta hacia el Norte (si te apetece jungla) o hacia el Sur (si apetece playas e islas). Por cierto, en Khao San Road te puedes hospedar en un hotel que se llama D&D, calidad precio muy recomendable. Las habitaciones están bien, aire acondicionado, piscina en la terraza, y buen desayuno por unos 10 o 12 euros por persona, no está mal.

Yo no he estado en el Norte de Tailandia. Llegué procedente de India tras pasarme 2 meses y medio viajando por el subcontinete asiático incluyendo una incursión de 2 semanas en Nepal, y aunque los últimos 15 días los había pasado en Goa (prometo artículo sobre Goa, os aseguro que no tendrá desperdicio), me apetecía playa, playa, y más playa. Será porque, tal y como dice el gran cantoautor, nací en el Mediterráneo… (Quizá porque mi niñez sigue jugando en tu playa, y escondido tras las cañas duerme mi primer amor, llevo tu luz y tu olor por dondequiera que vaya… ¡Qué pedazo de canción!). En fin, que me fui hacia el Sur. Destino: Koh Tao, una pequeña isla que se encuentra en el Golfo de Tailandia, es decir, bajando a la izquierda.

Tal vez sean más populares sus dos islas vecinas, Koh Samui y Koh Phangan (ésta última muy popular sobre todo por sus famosas ‘full moon parties’ o fiestas de luna llena). Pero a mí me daba igual, yo quería hacer submarinismo. Me quedé prácticamente un mes en Koh Tao (hasta que venció mi visado de 30 días y me tuve que pasar por Myanmar para volver a entrar a Tailandia con visado renovado), y me saqué varias licencias de submarinismo (SCUBA Diving para los más aficionados al tema). Pero ésto mejor os lo cuento en otra ocasión.

Si dispones de tiempo limitado Koh Tao sigue siendo un destino muy recomendable. 4 o 5 horas de autocar hasta Chumphon y allí te espera un catamarán (un barco mediano) que te llevará hasta la isla en tan sólo un par de horas. Cómprate el billete con los enlaces, autocar y catamarán incluídos, en cualquier agencia de viajes de Kao San Road (pásate por 2 o 3 de ellas antes de comprar para asegurate de que no te están timando). Ambiente sano y tranquilo, barato, playas bonitas y una buena oportunidad para aprender a bucear con la ayuda de bombonas de oxígeno. En 3 días te puedes sacar el curso Open Water, conseguirás tu primera licencia como submarinista y, lo más importante, te lo pasarás genial. Te recomiendo que vayas a Easy Divers, muy buena escuela de submarinismo, gente cojonuda y buen precio. Te puedes hospedar en los bungalows de Mr. J, un chino muy curioso que alquila pequeñas cabañas por 250 bahts al día y que también se merece que algún día escriba un post única y exclusivamente dedicado a él, ¡todo un personaje! Si te quedas un poco más de tiempo y tienes suficiente paciencia puedes negociar un poco el precio; yo conseguí que me lo dejara por 200 bahts al día (unos 4 euros) tras acordar que me quedaría mínimo 3 semanas… (continuará)

Sin ningún aumento de precio te facilitamos la reserva de tu viaje:

Puntúa este artículo
10 Comentarios
  1. Sergio 27 agosto 2009
  2. CARLOS 25 diciembre 2010
  3. Quique 26 diciembre 2010
  4. Martin Rojo 11 mayo 2011
  5. SABANA 3 septiembre 2012
  6. Sergi 4 septiembre 2012
  7. Galo 13 marzo 2013
  8. Sergi 21 marzo 2013
  9. Galo 21 marzo 2013
  10. Sergi 22 marzo 2013