Viaje a los Alpes italianos

Me dirigí al aeropuerto de Girona con la idea en mente de realizar un trekking de una semana por los Alpes italianos. Con vuelo a Bérgamo y de la mano de un buen amigo italiano guía de montaña, me disponía a realizar una escapada cruzando los valles entre las paredes más imponentes de Europa.

No obstante, a Andrea, mi compañero de aventuras, le surgió un imprevisto trabajo durante esa semana y partió hacia la isla de Hierro dejándome sin guía y sin compañía.

Me había relajado completamente esta vez y apenas había preparado nada para el viaje dejando todos los preparativos a Andrea que, como guía de montaña, era un profesional en el que confiar. Así que el día antes empecé a hacer investigaciones por San Google y dí con una interesante ruta de montaña que cruza los Alpes italianos desde el Mont Blanc pasando por el Cervino (o Matterhorn) y el Monte Rosa.

El sendero se llama Alta Vía 1 y está dividido en 13 etapas con una altitud máxima de 3,000 metros en el collado de Malatrá. Observando los tiempos en jornadas y esperando que el tiempo y el estado del camino acompañara calculé que era posible realizar la totalidad del trekking (aproximadamente unos 160 kilómetros) en seis días.

Así que al día siguiente, con los deberes más o menos hechos, me dirigí al aeropuerto de Girona desde la Estació del Nord de Barcelona.

El vuelo a Bérgamo apenas duró una hora y cuarto. Llegué a medianoche y me alegré al ver que todavía circulaban autobuses para dirigirse a Milán o Bérgamo. El último autobús parte del aeropuerto de Orlio Seiro a las 00:15 y por 1,60 euros te deja en la Plaza Nueva, muy cerca de la estación de trenes de Bérgamo.

Lee también:  Courmayeur: El corazón de los Alpes italianos

La noche anterior me apuré para encontrar alojamiento en Bérgamo. Al llegar tan tarde no quería dejarlo todo a la mano de dios, así que preferí dejar la primera noche preparada con una cama a la espera. La primera opción, el hostal de la Juventud, estaba al completo. En la misma página del hostal anunciaban una especie de festival hippy que tenía lugar durante aquellos días. Genial. Tras dar unas cuantas vueltas por buscadores finalmente hallé una individual en el Hostel BG, cercano a la estación de trenes, por la friolera de 40 euros la noche.

Sin ningún aumento de precio te facilitamos la reserva de tu viaje:

Puntúa este artículo