La bahía de Puno: Las islas flotantes de los Uros en Perú

Google +TwitterFacebook
uros-islas-flotantes

Poblado en una de las islas flotantes de Uros

Llevábamos varios meses viajando por Sudamérica. Procedentes de Nueva Zelanda habíamos aterrizado en Santiago de Chile, y desde allí empezaron nuestras peripecias por el continente latinoamericano. Pasamos por Valparaíso antes de cruzar Los Andes para llegar a Argentina. Tras disfrutar del Festival de la Vendimia en Mendoza fuimos bordeando la cordillera andina dirección Sur pasando por Bariloche y Calafate. Cruzamos toda la Patagonia para llegar a Tierra de Fuego. Después de pasar unos días en Ushuaia comenzamos nuestro recorrido hacia el Norte siguiendo la costa del Océano Pacífico con algunas incursiones en territorio montañoso como fue nuestra ascensión al volcán Villarrica cuando pasábamos por Pucón. Acabaríamos atravesando todo Chile hasta llegar a Bolivia después de pasar por el Desierto de Atacama.

Nuestras aventuras por tierras bolivianas empezaron con la travesía por el Salar de Uyuni. Pasamos por Sucre, lugar en el que nos quedaríamos tres semanas – un larguísimo período cuando se viaja con la mochila a la espalda – y visitamos La Paz antes de dirigirnos hacia el Lago Titicaca. En Copacabana estuvimos una semana incluyendo nuestra estancia en La Isla del Sol. Allí nos despedimos de Bolivia antes de adentrarnos en el siguiente país en nuestro viaje de seis meses por Sudamérica, Perú. Y que mejor manera de empezar nuestras aventuras por tierras peruanas que visitando a los Uros y a sus Islas Flotantes.

Los Uros se llamaban a sí mismos “hijos del amanecer” y no se consideraban hombres sino “Uros”, la raza primigenia de América.

Tienen la piel más oscura que los aymara, y sus orígenes se remontan a épocas anteriores a los incas. Algunas teorías sostienen que provienen de una migración directa desde la Polinesia, y que constituyen un grupo humano con un origen independiente al que fue ocupando América del Sur avanzando desde el sur del continente. Parece ser que inicialmente se instalaron en las márgenes del Lago Uro-Uro, en lo que actualmente es territorio boliviano, y que posteriormente, huyendo del asedio de los conquistadores incas, se refugiaron en las islas flotantes.

Lee:
Viaje al interior de uno mismo en una isla desierta

Islas-flotantes-viajar-urosLas islas de los Uros, a 3.810 metros sobre el nivel del mar, se encuentran en la bahía de Puno y son aproximadamente 20, aunque el número varía dependiendo de las exigencias sociales de esta curiosa comunidad. Si una familia decide separarse simplemente se corta un pedazo de isla para crear otra. Estas islas son construidas sobre bloques de raíces de las totoras (unas plantas acuáticas de largo tallo) y por encima de estos bloques de raíces se colocan sucesivas camadas de totora seca; posteriormente son ancladas al fondo por medio de palos que atraviesan el suelo de la isla.

Todavía me entra la risa cuando recuerdo el día que nos encontrábamos allí. Paseábamos por una de las islas junto a un chico francés, cuando de repente vimos a dos niños que estaban discutiendo. Nuestro amigo se les acercó y con su particular acento les dijo: “pero niños, no os peleéis, simplemente cortad la isla y problema solucionado”. Y es que por muy gracioso que parezca, este es uno de los motivos por los que el número de islas nunca permanece constante.

Sus alrededor de 150 habitantes viven de la pesca artesanal, de la caza de aves silvestres y de la recolección de huevos de pato. Los hombres son hábiles constructores y conductores de balsas de totora y las mujeres son expertas tejedoras. En los últimos años han dirigido sus actividades al turismo hasta convertirse en un punto obligado en el recorrido de todo viajero que pasa por Puno.

Si te dejas caer por allí, no te olvides de saludarles con un sonriente Kamisaraki, que en el lenguaje de los Uros significa: “Hola hermano”.
Las islas flotantes de los Uros en Perú, un viaje que realmente merece la pena.

Lee:
El primer amanecer de España tiene origen británico, Es Castell en Menorca

Reserva tu viaje al mejor precio:

Puntúa este artículo

Google + Twitter Facebook
5 Comentarios
  1. David 17 julio 2012
  2. Sergi 17 julio 2012
  3. Alvaro 18 julio 2012
  4. Ana Isabel 25 julio 2012
  5. Sergi 25 julio 2012