Cómo convertir el agua en potable en tus viajes

Google +TwitterFacebook
Playa en el Parque Nacional de Cabo Pulmo

Playa en el Parque Nacional de Cabo Pulmo, Baja California, México

Si en tu viaje quieres evitar en la medida de lo posible el impacto medioambiental que vas dejando por el camino, una de las prácticas fundamentales se centra en el uso del agua y en las diferentes técnicas para convertir el agua en potable. Sin lugar a dudas, además de ayudar al medio ambiente también te ahorrarás parte del presupuesto durante el viaje.

Asimismo, conocer estas técnicas también te ayudará a evitar algún otro mal de estómago o diarrea. Según la Organización Mundial de la Salud el 80% de las enfermedades durante los viajes vienen causadas por la mala salubridad del agua. En muchos lugares del planeta el agua de los grifos no es sana. Comprar botellas de plástico a diario es una solución pero con ello no vamos a ayudar mucho el planeta especialmente en países en desarrollo donde el reciclaje llegará un tal 31 de febrero de un año todavía por definir.

Personalmente acostumbro a llevar un frasco de tintura de yodo para matar las bacterias aunque es una práctica que no se aconseja para viajes de larga temporada ya que puede conllevar problemas de tiroides. Eso sí, lo he usado en países como la India aplicando unas gotas al agua disponible en hoteles y restaurantes y nunca, repito, nunca he tenido problemas de estómago en ese país. Y eso que la India se encuentra entre los lugares más habituales para contraer enfermedades estomacales entre viajeros.

Hoy en día, existen una serie de métodos para tratar el agua para todos los gustos que a la larga evitará el impacto medioambiental así como vuestros gastos diarios. Entre ellas destacamos las siguientes fórmulas para convertir el agua en potable en nuestros viajes:

Lee:
Servicio de bicicletas público en Guadalajara

Pastillas y gotas potabilizadoras

  • Tintura de yodo

tintura-iodoEl yodo es la fórmula más habitual y de más fácil acceso que tendréis. Lo encontraréis en todas las farmacias y puede venir en pastillas aunque su presentación más habitual es a través de frasco en líquido. Es efectivo en la mayoría de bacterias aunque su gusto es muy mejorable. Un par de gotas sobre un litro de agua y al cabo de media hora el agua está libre de gérmenes. Como comentaba anteriormente, el continuo uso de yodo puede crear problemas de tiroides. Es sin duda el más barato y más conocido. Si vais a la farmacia y pagáis con un billete de 5 euros os devolverán el cambio y el frasco os va a caducar antes que lo terminéis.

  • Pastillas de cloro

Al igual que la tintura de yodo encontraremos pastillas de cloro fácilmente en las farmacias. Son efectivas pero así como el yodo también le pueden dan un sabor curioso al agua y su uso durante largo tiempo también puede crear algún problema de salud. Sin duda alguna, también son un método muy económico y efectivo de salir del paso.

  • Pastillas Katadyn Micropur

Son unas pequeñas pastillas con dióxido de cloro que actúan sobre los gérmenes y bacterias rápidamente. Basicamente depuramos la técnica de las habituales pastillas de cloro añadiendo algunas particularidades como la clorina para evitar los posibles malos olores del agua. Eso sí, dependiendo del tipo de agua puede tardar unas 2 horas en hacer efecto especialmente en casos en que el agua esté embarrada. Una caja contiene habitualmente unas 100 pastillas y sale por unos 15 euros. Para haceros una idea, una pastilla potabilizadora actúa sobre una cantidad de un litro de agua.

Lee:
Una reserva de la oscuridad en los Pirineos

Sistemas de purificación de agua portátiles

steriPEN

  • SteriPEN

Se trata de un aparato que viene con pilas y actúa destruyendo los microbios a través de rayos violetas. Por lo visto es uno de los más seguros en el mercado y uno puede beberse el agua purificada sin la necesidad de esperar mucho rato ya que el efecto es bastante rápido. Sus hándicap es el precio; unos 70 dólares y el continuo gasto de pilas que genera.

  • Purificador MIOX

mioxSe trata de un aparato en forma de bolígrafo que usando sal crea un compuesto de oxidantes que mata a los bichos. Es pequeño y fácil de usar, evita el uso de la iodina que nos puede traer problemas a la larga, apenas debemos esperar unos cinco minutos para que haga efecto . Eso sí, es uno de los productos más caros en el mercado: unos 150 dólares.

Bombas de agua

  • MiniWorks EX Pump Filter

Se trata de una bomba de agua realizada con filtros de cerámica capaz de procesar hasta un litro de agua al minuto. El gusto es imperceptible pero pesa bastante. Además el precio se nos dispara a unos 85 dólares.

Mini bolsas tipo camel back

  • Katadyn Base Camp Microfilter

Se trata de una bolsa al estilo camel back que va desde los 6 hasta los 10 litros. Goza de una gran capacidad y es una buena opción para rellenar el agua en acampadas para tener una suficiente reserva de agua potable. El precio también se encuentra en la gama alta, en Amazon sale por unos 85 dólares.

Reserva tu viaje al mejor precio:

Cómo convertir el agua en potable en tus viajes
5 (100%) 1 voto

Google + Twitter Facebook
2 Comentarios
  1. patricia herrera 26 marzo 2015
  2. José 9 junio 2015

Deja tu respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *