Viaje a Lanzarote (2): Jameos del Agua

Google +TwitterFacebook


Nuestra primera parada de nuestro segundo día de excursión por la isla fue en Jameos del Agua.

Esta curiosa mezcla de cueva volcánica, casa, obra de arte y museo se encuentra a sólo unos 40 kilómetros de Puerto del Carmen. De nuevo el día amaneció gris y lluvioso pero hasta nos pareció buena noticia porque así tendríamos Sol al día siguiente, cuando habíamos planeado estar tirados en alguna calita todo el día con los bocatas. Porque claro, ¡en Canarias no puede haber más de 3 días seguidos sin Sol!…¿o sí?.

Al llegar al aparcamiento vimos una de las obras del genial arquitecto originario de Lanzarote, César Manrique. Se trata de una escultura de uno de los famosos cangrejos ciegos que pueblan la laguna natural principal del jameo (vocablo aborígen que designa la parte de un tubo volcánico, de la que se ha derrumbado el techo a causa de la acumulación de gases, generando una oquedad circular abierta a la luz). Manrique está muy presente en toda la isla, y no sólo en sus monumentos que se ven aquí y allá mientras conduces por sus carreteras sino que él tiene gran parte de la culpa de que Lanzarote sea tan vírgen como es. Durante toda su vida luchó por un equilibrio entre el arte y la naturaleza queriendo preservar el hábitat donde se crió, modificándolo para realzarlo mediante el arte pero sin dañarlo.

Esta armonía se aprecia nada más atravesar la puerta de entrada – y tras abonar los consabidos 8 euros por persona que parece el precio oficial de cualquier atracción turística de la isla – y bajar unas escaleras talladas en la roca que te conducen al “Jameo Grande”. Se escucha una música instrumental que te llena de quietud mientras exploras el patio rocoso convertido en restaurante fashion que da justo a la laguna natural que ejerce de cuna de los cangrejos ciegos. El ambiente de tranquilidad que se respira es tal, que la gente camina como quien no quiere despertar a alguien de la sagrada siesta española y sólo se oyen susurros, como en las misas durante la parte más aburrida de cualquier boda – por lo religioso – que se precie.

Lee:
Pamplona y los Sanfermines


Los cangrejos ciegos son minúsculos y albinos. Me tiré como 10 minutos mirándolos fijamente para acabar alcanzando una gran reflexión: “No son de verdad, están esculpidos. Este Manrique era un genio.Joer, ¡qué trabajazo!, ¡porque hay muchísimos!”. Orgulloso de mi descubrimiento me puse a leer el panfleto informativo para ver qué decía de esos cangrejos tan bien representados…al detalle vamos. Pues sí, lo habéis adivinado: eran reales. Aún los científicos no han llegado a saber cómo estos representantes de esta inusual especie han acabado habitando en este lugar cuando han sido sólo encontrados en los oscuros abismos de las profundas fosas abisales.

Hay un pequeño pasillo rocoso lateral que cruza la laguna y te lleva al “Jameo Chico” donde también encuentras algunas mesas entre la colorida vegetación. De allí otras escaleras suben a una piscina decorada de manera tropical a medio camino entre la laguna y la Casa de los Volcanes.

La Casa de los Volcanes es un centro en el que se muestra la historia volcánica de Lanzarote y el resto de islas Canarias al detalle y, de forma más somera, el desarrollo y desplazamiento de las placas tectónicas terrestres, los fenómenos volcánicos históricos más importantes a nivel mundial y varias muestras – por ordenador y con juguetitos curiosos – de las causas de las erupciones.

La visita vale la pena sobre todo – a mi juicio – por la belleza de la obra natural de Manrique y observar a esta especie tan peculiar proveniente de un lugar tan mágico y misterioso como las fosas abisales.

Para los amantes del turismo gastronómico, que no piensen que esto es como la visita a la fábrica de la Guiness de Dublín: allí cuando acabas te dan una pinta tremenda. En los Jameos, el hecho de que haya cangrejos no significa que al final te caiga una mariscada por la jeta.

Lee:
Pontecaldelas: Petroglifos en la Galicia interior

Reserva tu viaje al mejor precio:

Puntúa este artículo
, ,
Google + Twitter Facebook
Una respuesta
  1. Fabrizio 7 diciembre 2007