Cómo llegamos a las islas Perhentians

Google +TwitterFacebook
perhentian-besar

Perhentian Besar

Con una Kota Bharu asolada por los zoombies debido a las fiestas finales del Ramadán –Hari Raya– decidimos obviar la estación de autobuses de la ciudad y optamos por pedir un taxi en el hotel donde nos alojábamos para llegar a Kuala Besut, lugar de partida de los speed boats para arribar a las idílicas islas Perhentian.

Nos salió por 70 ringits y en una hora y media aproximadamente cruzamos la ciudad y las aldeas que besan la costa este de Malasia.

El viaje se nos hizo rápido y, una vez en la oficina del puerto de Kuala Besut, pagamos el billete de ida y vuelta a las islas Perhentian (70 ringits por persona, parecía que ese día todo iba a costar 70 ringits…) y en apenas 15 minutos zarpó nuestro barco junto a tres parejas más y media docena de locales malayos.

turtle-beach

Turtle Beach en Perhentian Besar

Llegamos a las Perhentian en media hora. El recorrido del barco, al igual que en la isla de Tioman, realiza paradas según el lugar donde se aloja la gente y en nuestro caso solamente hizo una parada en la pequeña Kecil para dejarnos seguidamente en nuestro destino final en Besar.

La transparencia de sus aguas, el arrecife y su espesa jungla daban justicia al boca a boca que nos había llegado de otros viajeros. Ambas islas hermanas, Kecil y Besut, nos recibían con un sol espléndido, algo que nos había costado ver durante todo el viaje que llevábamos en la mochila por Malasia.

ardillaOptamos por la isla menos desarrollada aunque con infraestructuras más modernas. Nos instalamos en Perhentian Besar en el resort Coral View en la parte norte de la playa principal de la isla. Reservamos con unos cuantos días de antelación y sufrimos serios problemas. Tras hablar con algunos turistas descubrimos que casi todos ya lo habían hecho con meses de antelación por lo que si viajáis de marzo a septiembre es conveniente tener los deberes hechos con antelación.

Lee:
Visita a Penang Hill y un templo budista del todo a 100

El bungalow donde nos afincamos durante cinco noches se encontraba un poco alejado de la playa pero por la noche se agradecía. Con la compañía de las múltiples ardillas y algún ciempiés gigantesco nuestro pequeño bungalow contaba con baño propio -sin agua caliente-, aire acondicionado y nos salió por 190 ringits la noche.

En las Perhentians, aunque no seas un lagarto amante del sol y playa, no te vas a aburrir. Nosotros llegamos reventados en cada jornada tras haber recorrido selva, realizar travesías en kayak -cuyo alquiler sale por unos 30 ringits al día-, caminar por las playas o perseguir tiburones, peces y tortugas haciendo snorkel.

En los próximos días seguiremos hablando de este fantástico rincón de Malasia que todavía lucha por seguir siendo un paraíso perdido. Veremos si con los años, tiene los días contados…

kayak-perhentian

Nuestras jornadas de kayak para desplazarnos de playa en playa por las Perhentian

Reserva tu viaje al mejor precio:

Cómo llegamos a las islas Perhentians
5 (100%) 1 voto
,
Google + Twitter Facebook
9 Comentarios
  1. Fran Soler 17 septiembre 2013
  2. Noelia 17 septiembre 2013
  3. Quique 17 septiembre 2013
  4. moonflower (Carol) 17 septiembre 2013
  5. moonflower (Carol) 17 septiembre 2013
  6. Quique 18 septiembre 2013
  7. Oscar Herrera - Marketing con Redes Sociales 19 septiembre 2013
  8. claribel ortiz 25 septiembre 2013
  9. Quique 25 septiembre 2013