31 curiosidades de la Sydney Opera House en Australia

Sydney Opera House de noche, Sidney, Australia

Sydney Opera House de noche, Sidney, Australia

A veces a un país lo representa no una bandera sino un monumento o edificio que trasciende la ciudad en la que se encuentra.

Vemos una fotografía del Taj Majal y lo asociamos con el amor y con “India”, aunque pocos sepan que la urbe que lo rodea se llama Agra.

Vemos las pirámides y pensamos en Egipto y el desierto, aunque se encuentren en un suburbio de El Cairo.

Vemos las blancas conchas apuntando al cielo austral desde un edificio junto al mar y pensamos “la ópera de Sidney”, aunque pocos conozcan toda la polémica que generó.

Sydney Opera House y Harbour Bridge, Sidney, Australia

Sydney Opera House y Harbour Bridge, Sidney, Australia

¿Qué hace falta para que una creación humana – ya sea de esclavos u obreros libres – se convierta en un icono para la Humanidad? Una mezcla de genialidad y locura, de imposibles con los pies en las nubes y de golpes metafóricos contra una pared, generalmente construida por otros humanos.

Detrás de lo que es hoy la Sydney Opera House hay mucho de lo anterior, así que aquí os dejo 31 datos curiosos sobre la ópera de Sidney, un edificio que la UNESCO declaró “Patrimonio de la Humanidad” en el año 2007 y que es de lo más fotografiado en Sidney.

Selfie frente a la Sydney Opera House, Sidney, Australia

Selfie frente a la Sydney Opera House, Sidney, Australia

1. En Marzo de 1791 ya hubo una primera función en el lugar donde hoy se asienta la Ópera, la hizo un aborigen llamado Bennelong para el Gobernador de Australia y sus acompañantes.

2. Bennelong, que fue incluso llevado a Inglaterra, se convirtió en traductor del Gobernador y mediador con los indígenas. En su honor se nombró a esa franja de terreno “Bennelong Point”.

3. En 1821 se construyó un fuerte con forma de castillo, Fort Macquarie, en Bennelong Point.

Sydney Opera House en Bennelong Point, Sidney Australia

Sydney Opera House en Bennelong Point, Sidney Australia

4. En 1901 el fuerte fue demolido y se construyó un conjunto de naves, con forma de castillo, para la maquinaria del tranvía, Fort Macquarie Tram Depot.

5. Eugene Gossens, director de la Orquesta Sinfónica de Sidney, presiona desde finales de los años 40 para conseguir la construcción de un edificio para alojar a las compañías de ópera y de música.

Lee también:  5 lugares para celebrar los 40

6. En 1955 el Premier de NSW (Nueva Gales del Sur) anuncia que en Bennelong Point se construirá un nuevo edificio para la Ópera y uno para la Sinfónica. Se decide que se convocará un concurso internacional para elegir el diseño de la obra.

Sydney Opera House desde el mar, Sidney, Australia

Sydney Opera House desde el mar, Sidney, Australia

7. A principios de 1956, a la vuelta de un viaje a Europa, la Policía encontró material considerado pornográfico y escandaloso en el equipaje de Eugene Gossens, un suceso aún hoy envuelto en muchas incógnitas. Unos días después, renunciaba a su puesto como Director de la Sinfónica.

8. En Diciembre de 1956 finaliza el plazo de entrega de obras para el concurso, habiendo recibido 233 diseños de una treintena de países distintos (incluyendo Kenia e Irán).

9. Se dice que el diseño ganador, después de 10 días de deliberaciones por parte de 4 jueces, fue rescatado de entre los que habían sido descartados por uno de los miembros del tribunal. Era el número 218 y lo firmaba un arquitecto danés, Jørn Utzon, que jamás había estado en Sidney.

Harbour Bridge desde el interior de la Sydney Opera House, Sidney, Australia

Harbour Bridge desde el interior de la Sydney Opera House, Sidney, Australia

10. Jørn Utzon ganó el concurso y 5.000 libras de la época por un proyecto a construir en 4 años y que se presupuestó en el equivalente a 7 millones de dólares australianos.

11. En 1957 el Gobierno de NSW lanza una Lotería para costear las obras.

12. Un detalle sin importancia: era imposible construir el diseño de Utzon. Conforme a la costumbre de la época, el proyecto ganador era un boceto arquitectónico a desarrollar por los ingenieros.

Detalle del techo, zona  vestíbulo norte, Sydney Opera House, Sidney, Australia

Detalle del techo, zona vestíbulo norte, Sydney Opera House, Sidney, Australia

13. En 1958 la empresa del ingeniero Ove Arup es elegida para poner en pie el edificio.

14. En Agosto de 1958 comienzan las obras para demoler el depósito de tranvías en Bennelong Point.

15. En 1959, 10.000 trabajadores se ponen manos a la obra y se inicia la construcción del proyecto antes de que se resolvieran los problemas de construcción de algunas partes del edificio. Era año de elecciones.

Lee también:  5 lugares donde escapar de las flechas de San Valentín

16. En 1960, con el edificio poco más que unos cimientos, se produce el primer “concierto” cuando Paul Robeson les cantó “Ol’ Man River” a los obreros, subidos a los andamios.

Concha de Sydney Opera House, Sidney, Australia

Concha de Sydney Opera House, Sidney, Australia

17. En 1961 se soluciona uno de los principales problemas de diseño, cómo construir las “conchas” o “velas” de una manera que no tuviera un coste astronómico. La solución es construir una esfera de la que se “desgajarían” las mismas. Sencillo, obvio y genial.

18. En 1966 el (nuevo) Gobierno decide dejar de pagar al arquitecto, tras varios desencuentros por los sobrecostes, retrasos e injerencias en el proyecto.

19. En 1966, un agotado Jørn Utzon abandona el proyecto y Australia. Tres arquitectos australianos son nombrados para continuarlo. Dicen las malas lenguas que sólo uno de ellos se dedicó en cuerpo y alma al proyecto, mientras los otros dos se dedicaban a criar fama.

20. En 1957 se habían calculado 7 millones de dólares australianos y Enero de 1963 para finalizar la obra. Se gastan en total 102 millones de dólares y no se termina hasta 10 años después de lo previsto inicialmente.

21. En 1973 la Reina Isabel II inaugura oficialmente la Sydney Opera House. Se cierra el telón para las obras sobre andamios, se abre el telón para las obras sobre un escenario.

Sala de Conciertos, Sydney Opera House, Sidney, Australia

Sala de Conciertos, Sydney Opera House, Sidney, Australia

22. En 1980 Arnold Schwarzenegger gana su último título de Mr Olimpia en Sydney en un evento celebrado en la Sydney Opera House.

23. En los años 80 una gallina viva se le cayó encima a un músico de la orquesta en el Teatro de la Ópera. El animal formaba parte de la obra “Boris Godunov” y se instaló una red encima de los músicos para que no se repitiera el incidente.

Vestíbulo Norte, Sydney Opera House, Sidney, Australia

Vestíbulo Norte, Sydney Opera House, Sidney, Australia

24. En el año 2003, Utzon recibe el Premio Pritxker, el equivalente en el mundo de la arquitectura al Premio Nobel.

Lee también:  Los bloggers de viaje: los más elegantes (cuando quieren)

25. 67 metros sobre el nivel del mar es la máxima altura del conjunto, equivalente a un piso 22.

26. Dentro de las instalaciones hay 7 salas distintas donde realizar representaciones y actos, desde el enorme Salón de Conciertos (2679 butacas) a la pequeña Sala Utzon (con capacidad para 210 personas).

The Studio, Sydney Opera House, Sidney, Australia

The Studio, Sydney Opera House, Sidney, Australia

27. 40 son los actos, eventos, conciertos o representaciones que hay, de media, cada semana en la Sydney Opera House.

28. 200.000 son las personas que cada año participan en uno de los tours guiados de una hora de duración.También existen Tours de la Sydney Opera House en español.

29. Tiene más de 1.000.000 de azulejos que cubren un área de aproximadamente 1,62 hectáreas.

Detalle exterior, Sydney Opera House, Sidney, Australia

Detalle exterior, Sydney Opera House, Sidney, Australia

30. El mayor instrumento musical mecánico del mundo es el órgano de la Sala de Conciertos. Se tardaron 10 años en construirlo y cuenta con más de 10.000 tubos.

31. En la Sala de Conciertos, cómodamente sentado en tu butaca, puedes tocar el techo estés donde estés. El material con se han construido ambos es el mismo, contrachapado de abedul.

Zona de butacas, Sala de Conciertos, Sydney Opera House, Sidney, Australia

Zona de butacas, Sala de Conciertos, Sydney Opera House, Sidney, Australia

La Sydney Opera House es, por dentro o por fuera, uno de los monumentos más visitados por quien llega a esta ciudad. Cuando yo aterricé aquí, en un viaje que hice gracias a ser seleccionado como finalista de los Premios #BlogueroGold por la tarjeta American Express, sabía que la visitaría, por fuera y por dentro.

Sólo son 31 cifras, datos, anécdotas y curiosidades sobre la Ópera de Sidney. Si tuviera que convertir esta lista en 32 puntos, el último sería el más poético.

Sólo o acompañado, el mejor rincón para sentarse al atardecer y disfrutar una puesta de sol es al otro lado de la bahía, frente a la Sydney Opera House. Lo digo por experiencia.

Opera House, CBD y Puente, Milsons Point, Sidney, Australia

Opera House, CBD y Puente, Milsons Point, Sidney, Australia

Más información

Esta es la página web de la Sydney Opera House.

Cronología y detalles del proyecto en la página web del Gobierno de Australia.

Esta es la página web de Sydney.com (Oficina de Turismo de la ciudad de Sidney).



Este artículo participa, en la sección “Monumentos”, en los premios #BlogueroGold organizados para difundir las ventajas de la Tarjeta Gold American Express y el Programa Membership Rewards® Club. Podrás votar los artículos que más te gusten desde el día 15 de octubre de 2015 hasta el día 27 de octubre de 2015 a las 23:59 horas

Sin ningún aumento de precio te facilitamos la reserva de tu viaje:

Puntúa este artículo
, ,
Una respuesta
  1. LeapingtoAustralia 20 enero 2016

Deja tu respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *